CUATRO HOMBRES AGREDEN Y QUEMAN LA CABEZA A UN INDIGENTE EN ALDAIA

Publicado: 13 febrero, 2015 en ESTÁ PASANDO

Rastreado en www.lasprovincias.es/

Cuatro individuos agredieron en la madrugada del lunes a un indigente en el barrio del Cabanyal y le prendieron fuego en Aldaia tras cubrirle la cabeza con una bolsa de plástico.

Un conductor sorprendió a los agresores cuando golpeaban a la víctima junto a una hoguera y los ahuyentó tras deslumbrarlos con las luces largas de su vehículo y tocar el claxon varias veces. El hombre atacado, José J. C., es la última persona que auxilió el pasado 5 de febrero al ‘sin techo’ que murió sentado en una silla en una calle del Cabanyal.

Los violentos hechos fueron descubiertos sobre las cinco de la madrugada del lunes en un descampado junto al polideportivo de Aldaia. Varias patrullas de la Policía Nacional de Xirivella acudieron con urgencia al lugar señalado por el testigo. Los policías encontraron al indigente con quemaduras leves en la cabeza y dos profundos cortes en una oreja y una pierna al ser golpeado con un ladrillo. José J. C. tenía aún restos derretidos de plástico en la piel, como si le hubieran puesto una bolsa en la cabeza y luego le hubieran prendido fuego. La ropa del hombre también estaba parcialmente quemada. Los agentes reclamaron con urgencia un equipo médico del SAMU, que asistió a la víctima y la trasladó al hospital de Manises, y acordonaron el lugar para facilitar la posterior inspección de la Policía Científica.

Mientras un equipo de especialistas recogía vestigios y pruebas en el terreno, otros policías tomaban declaración a un testigo, aunque apenas pudo aportar datos del grupo de atacantes. José J. ingresó poco después en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Clínico, donde se desplazaron varios familiares tras enterarse por la policía de la cruel agresión. «Tiene una oreja colgando y huele mucho a quemado cuando te acercas», afirma un pariente de la víctima. «Si se despierta nos podrá contar quién le ha hecho eso», añade el hombre con el rostro cariacontecido.

Con este brutal ataque son ya dos los indigentes agredidos en la provincia de Valencia en lo que llevamos de año. El pasado 5 de enero, un joven de 18 años y un menor insultaron, escupieron y golpearon a una mujer que estaba durmiendo en el vestíbulo de una sucursal bancaria en Torrent. Tras varias semanas de investigaciones, la Policía Nacional detuvo a los presuntos autores de la agresión.

El ‘sin techo’ atacado en Aldaia es una persona muy conocida en el Cabanyal. «José no tiene enemigos conocidos y tampoco creo que haya tenido problemas con nadie. Es muy pacífico», sostiene Pepe, que el domingo le bajó un plato de cocido «para que comiera algo caliente». La víctima dormía bajo la estructura de un edificio que la crisis del ladrillo paralizó en la calle Pintor Ferrandis. Sus enseres permanecían ayer en el lugar, tanto la cama como su cazadora -que estaba colgada sobre el respaldo de una silla-, un táper con una ración de paella, un tenedor de plástico, una botella con agua, un hueso de jamón dentro de una bolsa y dos zapatos marrones bien colocados, pero ni rastro de un posible forcejeo.

Sólo había un indicio a tener en cuenta. José jamás se iba sin su sombrero puesto y este no estaba en la silla donde solía dejarlo mientras dormía. La policía está esperando a que mejore el estado del indigente para hablar con él y preguntarle cómo ocurrieron los violentos hechos. Todo parece indicar que el hombre fue obligado a subir a un coche, o fue engañado para que entrara en el vehículo de madrugada.

Encarna J., tía del indigente, entró ayer por la mañana en la unidad de cuidados intensivos para ver a su sobrino. Minutos después, la mujer salió con los ojos llorosos. «Pobrecito. Tiene la cabeza llena de puntos por las heridas. No se ha querido venir a casa nunca, y eso que le hemos insistido mucho, y mira lo que le han hecho», manifestó Encarna. «Todos los días nos juntamos en la plaza con él porque vivimos muy cerca», señala la mujer.

La víctima pernoctaba en el mismo lugar que falleció Julio Martínez, otro ‘sin techo’ que malvivía por las calles del Cabanyal. Como ya informó LAS PROVINCIAS, José fue la primera persona que auxilió al indigente en la madrugada del pasado 5 de febrero, una de las más gélidas de este invierno. El hombre le ayudó a levantarse tras encontrarlo moribundo en la acera y luego le prestó una manta y la silla donde murió sentado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s